DE GRACIA RECIBIMOS, DE GRACIA DAMOS
MATEO 10:8

martes, 17 de abril de 2018

!Llámalo! Devocional. De Joseph Prince




 Romanos 4:17 …delante de Dios, a quien creyó, el cual da vida a los muertos, y llama las cosas que no son, como si fuesen.

"Pastor Prince, siento dolor en mi cuerpo. ¿Cómo puedo ir por ahí diciendo que Cristo me ha redimido de esta enfermedad? ¿Cómo puedo decir que por sus llagas he sido curado?

Bueno, la forma de Dios es llamar a las cosas que no son como si fuesen. ¡Y debido a que estás hecho a la imagen de Dios, también puedes llamar a las cosas que no son como si fueran!

Cuando Dios quería hacer de Abraham el padre de muchas naciones, ¿qué hizo? Él cambió la forma en que Abraham hablaba. En ese punto, Abraham ni siquiera tenía un hijo de Sara porque ella era estéril. Entonces, ¿cómo podría él convertirse en el padre de muchas naciones?

Dios cambió la forma en que él hablaba. ¿Cómo? Al cambiar su nombre de Abram a Abraham, que significa "padre de muchas naciones" (Génesis 17:5).

Solo imagina: a partir de entonces, cada vez que se encontraba con alguien, decía: "Hola, mi nombre es Padre De Muchas Naciones". Cada vez que la cena estaba lista, Sara llamaba a Abraham: "Querido ... Padre De Muchas Naciones ... ¡la cena está lista! Padre de muchas naciones..." Podrías escuchar a sus vecinos decir: "¡Ellos quieren tanto un hijo que se han vuelto locos! "Pero Dios cambió la forma en que hablaba Abraham, de tal forma que Abraham llamó a lo que Dios ya veía en su vida como una bendición cumplida.

Sabes, cuando Jesús vio al hombre de la mano seca, no dijo: "¡Dios mío! ¡Qué seca está tu mano! "Él dijo:" ¡Extiende tu mano!" (Mateo 12:13). Él llamó lo que quería. Miró al paralítico y dijo: "¡Levántate, toma tu lecho y vete a tu casa!" (Mateo 9:6). Él no veía las cosas en la forma en que eran en lo natural. Él vio las cosas en la forma en que Dios quería que fueran y las llamó.

Génesis 1 nos dice que en el principio, había oscuridad sobre toda la faz de la tierra. Dios vio la oscuridad y dijo: "¡Sea la luz!" Y la luz fue. Dios llamó lo que quería y así fue. Si hubiéramos sido tú o yo, probablemente habríamos dicho: "¡Guau! ¡Qué oscuro está!"

Amigo mío, a pesar del dolor, llama tu sanidad. No tiene sentido decir lo obvio. Entonces cambia la manera en que hablas ¡Mira tu situación de la forma en que Dios ha dicho que ya es, y comienza a llamar a tu sanidad y tu plenitud!

lunes, 16 de abril de 2018

“Sabiduría al tener un corazón que escucha y una multitud de consejeros. 1a Parte”, y "Reunión piloto en YouTube"

¡Dios les bendiga amados lectores!

Presento a ustedes la reunión piloto que tuvo lugar el sábado pasado 14 de abril de 2018 a través de Skype y transmitida en vivo en YouTube.

La idea, corazón y propósito de estas reuniones es hacer disponible un espacio para aquellos que me escriben anhelando tener un lugar dónde congregarse donde se predique LA GRACIA. Mi oración a Dios es que estas transmisiones sean de provecho y bendición a quienes nos acompañen siguiendo la transmisión en YouTube.

Quiera Dios que estas reuniones sean para gloria Suya y bendición de Su gente. Próximamente anunciaremos día, frecuencia y hora en que las llevaremos a cabo.





Y también les comparto la enseñanza que subí ayer 15 de abril a YouTube, una traducción simultánea de la enseñanza de Joseph Prince “Sabiduría al tener un corazón que escucha y una multitud de consejeros. Primera Parte”.



¡Una muy bendecida semana para ustedes! ¡Shalom!

En Cristo,

Claudia Juárez Garbalena


¿Hay algo difícil para Dios? Devocional. De Joseph Prince







Jeremías 32:27 He aquí que yo soy Jehová, Dios de toda carne; ¿habrá algo que sea difícil para mí?
¿Tienes algún problema en creer que, en el momento en que un pecador recibe a Jesucristo como su Señor y Salvador, él es salvo? Creo que dirás que "No".

Déjame preguntarte qué es más difícil para Dios (aunque en realidad, sabemos que nada es difícil para Dios): ¿salvar a un alma del infierno o sanar un cuerpo enfermo? Por supuesto, es "más difícil" salvar a un alma del infierno porque para ello Dios tuvo que enviar a Su Hijo a la cruz.

Entonces, si Dios ya te ha dado el mayor milagro que puedes recibir, que es arrancarte de las garras de la condenación eterna y darte vida eterna, ¿qué es para Él sanar tu cuerpo, salvar tu matrimonio, traer de vuelta a tu hijo adolescente rebelde o resolver tu asunto financiero?

Por tanto, no pienses que cuando acudes a Dios con un dolor de cabeza, Él te dice: "No hay problema", pero si vienes a Él con cáncer, te dice: "¿Cáncer? ¡Guauu! Eso no tan fácil. Esto es más difícil. ¡Necesitaré más poder!

¡No! Puede parecernos más difícil a nosotros, pero cuando se trata de Dios, nada es demasiado difícil para Él porque Él dice: "He aquí que yo soy Jehová, Dios de toda carne; ¿habrá algo que sea difícil para mí?”

Este fue de hecho el caso de una miembro de la iglesia que sufría de cáncer de ovario. Después de orar por ella, le dije: "Este cáncer no es un problema para Dios". ¡Solo cree que cuando Dios dijo que nada es demasiado difícil para Él, es así!" En cuestión de semanas, regresó con lágrimas en los ojos, testificando que había ido al médico y que él la declaró sana después de que no pudo encontrar rastros de cáncer en ella.

Amado, si es un milagro lo que necesitas, es un milagro que obtendrás. Dios ya te ha dado el mayor milagro de la vida eterna, entonces, ¿por qué no te daría todos los otros milagros menores?


sábado, 14 de abril de 2018

Cómo sabes que heredarás Su promesa. Devocional. De Joseph Prince




Salmo 89:34 No olvidaré [“quebrantaré”] mi pacto, ni mudaré lo que ha salido de mis labios.

Cuando Dios te promete algo, ¿crees Su Palabra? ¿O tú, como Abraham, preguntas: "Señor Jehová, ¿en qué conoceré que la he de heredar [la tierra que Él le había prometido]?" (Génesis 15:8).

Dios no reprendió a Abraham por no haber creído Su Palabra. Así de rico en gracia es Dios con Su pueblo. Incluso descendió al nivel de fe de Abraham e hizo algo para asegurarle a Abraham que siempre cumpliría Sus promesas: hizo un pacto con Abraham. (Génesis 15:9-17).

Dios no lo hizo para Su propio beneficio. Dios es un Dios que cumple Su Palabra. Él no rompe Su Palabra. Pero se ató a Sí Mismo a un pacto porque sabía que Abraham necesitaba saber en su corazón que Dios haría lo que le había prometido.

Al hombre le es difícil simplemente creer en palabras. Por ejemplo, cuando compra una casa, un contrato es acordado y firmado por ambas partes, y hay abogados involucrados. Tú necesitas un contrato porque no puedes confiar en las palabras de la otra persona y tampoco la otra persona puede confiar en las tuyas.

De la misma forma, nos resulta difícil confiar en Dios cuando nos da Su Palabra. Entonces Dios hizo un pacto con nosotros, no porque no se pueda confiar en Él, sino porque Él sabe que nos cuesta creer lo que Él dice. Dios sabe que el hombre se preguntará: "¿Qué tal si Dios se despierta hoy de malas y decide freírme en lugar de bendecirme?"

Pero debido a que Dios ha hecho un nuevo pacto con nosotros, el cual está establecido por la sangre de Su Hijo, podemos, como Abraham, no vacilar por incredulidad de las promesas de Dios, sino ser fortalecidos en nuestra fe, llegando a estar plenamente persuadidos de que Dios hará lo que ha prometido (Romanos 4: 20-21). Tenemos la certeza de que Dios no despertará un día y dirá: "Olvida el nuevo pacto. ¡Ahora quiero recordar tus pecados y maldecirte en lugar de bendecirte!"

Amigo mío, las bendiciones para ti del nuevo pacto están garantizadas porque Dios se ha atado a Sí Mismo a ese pacto. ¡Y Él es un Dios que guarda los pactos y que está dispuesto y es más que capaz de hacer todo lo que te ha prometido!

viernes, 13 de abril de 2018

Dios todavía hace milagros. Devocional. De Joseph Prince



Juan 11:40 Jesús le dijo: ¿No te he dicho que si crees, verás la gloria de Dios?

Dios, quien abrió el Mar Rojo, hizo llover maná del cielo, hizo que los muros de Jericó cayeran, que cerró la boca de los leones, sanó a los enfermos, resucitó muertos y calmó tormentas, todavía hace milagros hoy.

Sin embargo, algunos cristianos dudan de que Dios quiera obrar un milagro para ellos hoy. Creen que hubo milagros cuando Jesús caminó sobre la tierra, pero creen que el tiempo de los milagros se ha terminado. Y hablan de cómo todo será perfecto un día en el futuro. Pero Dios quiere que sepamos que Él todavía es el Dios de los milagros hoy.

Marta era como uno de esos cristianos. Se preguntó si Jesús podría hacer un milagro cuando su hermano Lázaro había muerto. Para cuando Jesús llegó a la escena, Lázaro ya había estado muerto durante cuatro días. Entonces ella pensó que Jesús había llegado cuatro días tarde. Es por eso que ella dijo: "Señor, si hubieras estado aquí, mi hermano no habría muerto" (Juan 11:21). Y aun cuando Jesús dijo que Lázaro resucitaría, ella dijo: "Yo sé que resucitará en la resurrección, en el día postrero" (Juan 11:24).

Marta creyó que Jesús podía hacer milagros en el pasado y que haría lo mismo en el futuro, pero ella no creía que Él pudiera darle un milagro en el momento en que ella lo necesitaba. Verás, Martha fue alguien que vivió deseando que el pasado pudiera cambiarse y creyendo que el futuro sería mejor. Pero ella no creía que el gran poder de Dios estaba allí para satisfacer su necesidad presente.

Hoy, Dios se encuentra en medio de tu necesidad. ¿Qué milagro necesitas de Él? Cree que Él sigue siendo el mismo Dios hacedor de milagros hoy. Cree que verás la gloria de Dios. ¡Cree y verás tu milagro!






martes, 10 de abril de 2018

Devocionales de Joseph Prince. Volumen II.


Amada familia en Cristo:

Con gran gozo en mi corazón les presento este segundo libro de “Devocionales de Joseph Prince”, una recopilación de 53 devocionales que han alentado, bendecido, confortado y sanado mi vida y corazón, y que pido a Dios sean lo mismo y más para ti. La mayoría de ellos están grabados en YouTube, si los buscas por titulo y el autor, los encontrarás fácilmente y encontrarás una oración por tu vida que pido a nuestro Padre te sea de aliento, consuelo y ánimo cada mañana.

Lo dedico a la gloria de Aquel que ama mi alma y que ha transformado mi vida con Su incomparable gracia y Su sublime amor.

¡Dios te bendiga amado de Dios! Que Él prospere tu camino y te de plenitud, salud, bienestar, sabiduría y que disfrutes todo lo bueno por lo cuál Cristo murió por ti en el madero.

En Su amor,

Claudia Juárez Garbalena


"DEVOCIONALES DE JOSEPH PRINCE"

!Tú tienes la victoria! Devocional. De Joseph Prince



Romanos 8:37 Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó.

Si la Palabra de Dios dice que somos más que vencedores por medio de Cristo, entonces lo somos. No vamos a serlo, ya lo somos. Es posible que estemos experimentando algunos fracasos o retrocesos en la vida en este momento, pero solo cosas buenas resultarán de nuestra situación porque Dios dice que "en todo esto somos más que vencedores". ¡Tenemos la victoria!

Verás, Dios nos ha puesto en Cristo, a quien ha exaltado al lugar más alto en el universo. No estamos tratando de llegar al terreno de la victoria. Ya estamos en el terreno de la victoria. No confesamos la Palabra de Dios para obtener la victoria. Confesamos Su Palabra porque ya tenemos la victoria. No peleamos por la victoria. Peleamos desde la victoria.

El diablo intentará robar nuestra victoria. Él vendrá contra nosotros con mentiras y temores, y nos hará ser conscientes de nuestros fracasos, debilidades y síntomas en áreas como nuestra salud. Pero no estamos tratando de ser sanados. Ya hemos sido sanados porque la Palabra de Dios declara que "por su llaga fuimos nosotros curados" (Isaías 53:5).

Una hermana de nuestra iglesia estaba viendo a dos psiquiatras. Ella había estado bajo cuidado psiquiátrico y medicación por ataques de pánico la mayor parte de su vida. Ella dijo que cuando comenzó a venir a la iglesia y a conocer a Jesús, la verdad de la Palabra de Dios comenzó a amanecer en ella.

Ella comenzó a creer que la victoria sobre su condición ya era suya y comenzó a confesarla. A partir de entonces, todos sus temores fueron eliminados y sus ataques de pánico cesaron. Hoy, ella tiene una mente sana, está libre de toda medicación y sabe que su vida es muy bendecida por medio de Jesús quien la ama.

My friend, the moment you accept Jesus as your Savior, you are born again and the new person inside you is more than a conqueror. You are already on victory ground and you have victory over every challenging situation in your life!

Amigo mío, en el momento en que aceptas a Jesús como tu Salvador, eres renacido y la nueva persona que llevas dentro es más que vencedor. ¡Ya estás en el terreno de la victoria y tienes la victoria sobre cada situación desafiante en tu vida!

Extraído del sitio Joseph Prince Ministries


domingo, 8 de abril de 2018

Sabiduría “Hesed”. Desbloquea el poder de Dios. 2ª. Parte. De Joseph Prince


Otra vez, la sabiduría te da larga vida (que es salud), riquezas, honor, deleite y paz. Una vez más: larga vida, riquezas, honor, deleite y paz. ¡Amén!

La cosa con nosotros es que si decimos “yo necesito saber todo en cada situación” no, no necesitas hacer eso, no estamos hablando aquí de sabiduría en la carne.

2 Corintios 1:12 Porque nuestra gloria es esta: el testimonio de nuestra conciencia, que con sencillez y sinceridad de Dios, no con sabiduría humana, sino con la gracia de Dios, nos hemos conducido en el mundo, y mucho más con vosotros.

Entonces vemos que hay una sabiduría que es carnal, de este mundo una sabiduría humana, hay sabiduría que hace sentir a la gente arrogancia. La Biblia dice que hay sabiduría en el mundo, ¿me escuchan? y esa sabiduría te hace arrogante, esa no es la sabiduría “hesed”, no es la sabiduría de gracia, no es la gracia con sabiduría, eso se llama orgullo. Cuando la Biblia dice que Salomón era más sabio que todos los reyes del este, dice que era más sabio, los reyes también tienen sabiduría, toda buena dadiva, y todo don perfecto desciende de lo alto del Padre de las luces, eso lo sabemos, ¿y saben? hay algunos gobernantes que yo creo que tienen sabiduría de Dios. Dios le dio sabiduría a Salomón, así que Dios puede impartir eso, y yo pienso que Dios le ha dado sabiduría al primer mandatario de Singapur para conducir este país.

No importa si eres incrédulo o no, Dios da a la gente sabiduría, Dios da a aquellos que gobiernan sabiduría, Dios imparte sabiduría. La Escritura dice, y nuestro Señor Jesucristo dijo que Dios hace llover sobre justos e injustos. Dios hace que la lluvia caiga y esto beneficia tanto a los buenos como a los malos. Así que toda buena dadiva y todo don perfecto es para nosotros, lo bueno es para el mundo y el don perfecto es para nosotros, esto está muy claro en la Biblia que Dios nos bendice y nos da sabiduría ¡amén!

Veamos entonces a Salomón, y veamos qué fue lo que ocurrió, y no olviden que esta sabiduría que el libro de Santiago dice que te hace arrogante, no proviene de Dios, ¿puedo establecer esto de una vez y para siempre? Vamos a ver el libro de Santiago.

Santiago 3:13 ¿Quién es sabio y entendido entre vosotros? Muestre por la buena conducta sus obras en sabia mansedumbre. (Mansedumbre es humildad)

14 Pero si tenéis celos amargos y contención en vuestro corazón, no os jactéis, ni mintáis contra la verdad;

15 porque esta sabiduría no es la que desciende de lo alto, sino terrenal, animal, diabólica.

16 Porque donde hay celos y contención, allí hay perturbación y toda obra perversa.

17 Pero la sabiduría que es de lo alto es primeramente pura, después pacífica, amable, benigna, llena de misericordia y de buenos frutos, sin incertidumbre ni hipocresía.

Y observen que está describiendo a Jesús, así caminó Jesús, él era tan misericordioso y él por supuesto que tenía esta sabiduría, él dijo “uno más grande que Salomón está aquí”.

17 Pero la sabiduría que es de lo alto es primeramente pura, después pacífica, amable, benigna, llena de misericordia y de buenos frutos, sin incertidumbre ni hipocresía.

Hay gente que dice, “bueno, sabes, Dios me ha dado sabiduría y yo tengo esta compañía multimillonaria”, ¿saben? Yo no estoy hablando de eso, no me estoy refiriendo a eso, me da gusto por ti, y estoy seguro de que Dios te ha dado sabiduría, pero yo estoy hablando de una sabiduría que te da largura de días, honor, deleite y paz. Puedes tener fama, puedes ser un hombre o una mujer famosa, puedes ser un hombre muy bien parecido, una mujer bien parecida y puedes tener millones de personas siguiéndote, pero la próxima cosa que la gente sabe de ti es que te suicidaste, y puedes ser una celebridad muy famosa, y esto ocurre muy a menudo, así que la fama y la fortuna hace que la gente tenga luchas y que tenga que tomar antidepresivos, porque todo esto les causa depresión y la depresión no la quita la fama ni el dinero. Sabemos que hay gente rica y famosa y que se droga, muchos de ellos lo hacen, muchos. Los ves exitosos y con todo lo que una persona pudiera desear, y andan en drogas, y están deprimidos, bueno, eso no es una vida con sabiduría.

Yo conocí a un médico muy prestigiado durante mi servicio militar y yo recuerdo que él era un buen médico, y recuerdo muy bien que lo vi una vez en la parte de atrás del edificio fumando, ¡un médico fumando!, ¡por favor!, ¡él tiene entendimiento, tiene conocimiento de lo que esto representa! Puedes ser bueno en tu campo, en tu área, puedes ser bueno en tu negocio y aun así no tener sabiduría, ¡este médico estaba fumando!, por supuesto que él tenía conocimiento de las cosas, él tenía bastante grado de estudios en su vida y tenía un alto coeficiente intelectual, pero sin sabiduría. Esa es sabiduría terrenal.
Cuando Dios ponga sabiduría en tu espíritu este año, y cuando te veas en un error, te vas a dar cuenta y vas a decir: “¿qué es lo que estoy haciendo?” ¿me entienden gente?, ¿me escuchan? Una luz va a entrar en ti, de pronto vas a tener entendimiento, vas a comprender dónde estás equivocado.

Vamos a ver cosas de esta verdadera naturaleza de Dios, por favor no desperdicien su tiempo, hay un cierto sitio en internet que te da todos los días que has vivido, si tienes diecinueve, si tienes veinte, ahí te dice cuantos días has vivido. Eso es muy deprimente, te cuentan todos los días que has vivido, y te dicen cuantos días han quedado atrás y la Escritura dice que observemos nuestros días para que entendamos sabiduría, no pierdan el tiempo, ¿puedo tener un gran amén?

Así que Salomón oró, “¡dame sabiduría!” y él es el ejemplo de la sabiduría que Dios puede darnos. Él tuvo sus fallas, sí, sus terribles equivocaciones, pero la sabiduría le fue revelada, le fue dada a Salomón, así que Dios quiere que estudiemos a Salomón, vamos a ver entonces de nuevo su oración. Y la verdad es que nunca había visto en este pasaje cómo esta gran gracia aparece dos veces en un solo versículo, yo todo lo que había visto es que Salomón le había pedido a Dios sabiduría, pero este hombre tenía entendimiento de lo que era “hesed”, y en base a eso pidió sabiduría en el espíritu correcto, porque tienes esa comprensión en ti, en tu corazón.

Así que la Biblia dice:

1Reyes 3:7 Ahora pues, Jehová Dios mío, tú me has puesto a mí tu siervo por rey en lugar de David mi padre; y yo soy joven, y no sé cómo entrar ni salir.

¿Ustedes piensan que esto es humildad? Si tienes orgullo en tu corazón, bueno, entonces no hay nada que enseñarte, y nada que puedas aprender. La gente que tiene esta arrogancia, este orgullo, se sientan ahí y escuchan los sermones y están, “¡ah! bueno esto no es tan bueno, esto… esto está bien, esto quizás lo use yo también en un sermón la próxima vez, esto no es importante”, pero hay gente que está escuchando de todo corazón, lo están recibiendo, absorbiendo, se están alimentando y están creciendo, y gracias a Dios que es la mayoría de la gente aquí, gracias a Dios por eso.

Así que Dios es tan sabio que dice; “¡Yo tengo gran sabiduría!, pero Yo no se la doy a los orgullosos, a los arrogantes”. Es como la gracia, la gracia no es entendida por aquellos que son orgullosos, la gente arrogante hace decisiones que los ves, y dices ¿¡queeé!? y hay gente que son celebridades tienen sus sitios y mucha gente lo sigue tienen su twttier y todo aquello, pero vez la forma en que manejan sus vidas y dices ¿¡queeé!?, cuando la sabiduría de Dios viene a ti, es un clic que te hace entender profundamente una idea y dices bueno, voy a redimir el tiempo y ¿cómo redimes el tiempo? Efesios nos dice:

Efesios 5:15 Mirad, pues, con diligencia cómo andéis, no como necios sino como sabios,

16 aprovechando bien el tiempo, porque los días son malos.

Una parábola de los últimos tiempos es el de las diez vírgenes, unas de ellas eran sabias y otras que eran necias, ambas pertenecían a Israel, pero unas tenían sabiduría y otras eran necias ¿me escuchan? Estamos en los últimos tiempos, gente, y esta es la visión del 2018 y Dios sabe que con esto quiere enfatizar algo, tu viniste aquí no a escuchar la voz de un hombre, sino a escuchar la voz de Dios y yo oro a Dios que tú escuches la voz de Dios hablándote a ti a través de mi voz.

Voy a decirles una cosa, yo no soy tan listo, yo sé que toda esta sabiduría la provee Dios, y si eres humilde a Dios vas a tener la disposición de escuchar. La primera cosa que Salomón le pidió a Dios es que le diera un corazón entendido, y la Escritura dice que redimamos el tiempo porque los días son malos, así que, ¿qué es lo que debemos hacer primero en sabiduría? ¡redimir el tiempo!

5:17 Por tanto, no seáis insensatos, sino entendidos de cuál sea la voluntad del Señor.

Les voy a decir algo, todos nosotros estamos envejeciendo, y el tiempo simplemente se va, así que no desperdicies tu tiempo ¡redímelo! y cuando redimes el tiempo o la forma en que redimes el tiempo es siempre con sabiduría, la sabiduría va a ayudarte a redimir el tiempo.

1Reyes 3:7 Ahora pues, Jehová Dios mío, tú me has puesto a mí tu siervo por rey en lugar de David mi padre; y yo soy joven, y no sé cómo entrar ni salir.

¿Saben una cosa? Aquí Salomón en la traducción en español dice “yo soy joven”, en inglés dice “yo soy niño”; y mi esposa tiene tanto descernimiento y sabiduría que yo una vez le pregunté: “¿Cómo es que tienes esta sabiduría?” ¿Cómo es que tienes este entendimiento? Yo algunas veces estoy haciendo algún proyecto o revisando alguna cosa, trabajando y ella es capaz de ver cosas que yo no veo, ella es asombrosa y yo le dije, ¿cómo haces eso?, y ella me dijo “¡es que no soy yo!” Y esta era la primera vez que ella me hablaba de esto desde que nos casamos, ya tiene muchos años de esto, y es la primera vez que escucho a mi esposa cual es la oración que siempre ora, ella dijo, “es que por la mañana, yo le digo a Dios, ‘Dios yo soy como una niña’, y yo la mire y le dije ¡ah! Ese es el secreto ¡amén!

Y muchos de ustedes han recibido ya sabiduría, y la sabiduría te muestra donde estas ahora mismo y ¿saben una cosa? la sabiduría que recibes es posible que también que se corrompa, como el maná, es para cada día. Lo recibían los hijos de Israel para un día, pero al otro día estaba agusanado. Lucifer se corrompió en su sabiduría, así que él tuvo sabiduría, pero se corrompió, entonces es posible vivir olvidando la sabiduría, pero Dios quiere que recibas sabiduría fresca cada día, así que vamos a imitar a Salomón.

1Reyes 3:8 Y tu siervo está en medio de tu pueblo al cual tú escogiste; un pueblo grande, que no se puede contar ni numerar por su multitud.

Por la gran gracia de Dios vemos que Salomón aquí hablaba de Su pueblo como un gran pueblo, y a sí mismo se describía como un niño pequeño, así que aquí estamos viendo el principio de la sabiduría.

9 Da, pues, a tu siervo corazón entendido para juzgar a tu pueblo, y para discernir entre lo bueno y lo malo; porque ¿quién podrá gobernar este tu pueblo tan grande?

“Corazón entendido” es la palabra “shama”, un corazón que escucha, dije: ¡un corazón que escucha!... ¡un corazón que escucha! Es por eso que inmediatamente dice la Biblia, que él se dirigió al arca del pacto, y el relato continúa con dos mujeres que vinieron a él y eran prostitutas, y ¿ustedes realmente creen que serían dignas de estar delante del rey? eran prostitutas, y ellas vinieron con esta queja al rey: las dos habían tenido un bebé casi al mismo tiempo y vivían en el mismo lugar, y una de ellas aplastó a su bebé mientras dormía, y ella intercambió los bebés a mitad de la noche y la mujer le dijo a Salomón: “por la mañana me di cuenta que ese no era mi bebé”, y la otra mujer decía, “no, no es cierto, ella tomó mi bebé”, y ellas estaban diciendo: “tu tomaste mi bebé”, “no, ese bebé es mío, ese bebé es mío”, y todo aquello llegó a ser muy violento, y el rey acababa de recibir sabiduría por la noche, así que él estaba mirándolas, y bueno, voy hacerles una pregunta, imagínense ¿estas mujeres realmente merecían o eran dignas de estar delante del rey con esta problemática?, sin embargo él las escuchó, ellas no merecían una respuesta, una solución, que se les prestara atención. Él preguntó: “¿hay testigos?” No, no había, era un caso bastante difícil, así que, ¿qué estaba buscando el rey?, les voy a decir una cosa, la sabiduría siempre se trata o se refiere al corazón, él se dirigió a ver el corazón. No puedes simplemente escuchar las palabras, debes observar el corazón, y el rey pidió una espada y esta pelea estaba siendo muy intensa delante de él, las mujeres gritaban, muy intenso todo, y él dijo, “bueno corten al bebé en dos, tú te quedas con la mitad, y tú con la otra mitad”, y la mujer que era la madre dijo: “¡no por favor dénselo a ella, que ella se quede con el bebé”, y Salomón dijo: “¡ella es la madre!” Él estaba buscando el corazón, no había testigos, no había evidencia, pero él buscó en el corazón de estas mujeres, y la Biblia dice que la gente se quedaba asombrada de la sabiduría de Dios en Salomón, en los días por venir voy a darles una enseñanza que habla de las tres voces en esta historia: una es la voz de la carne, que es la que estaba en la mujer que mintió, ella es la voz de la carne; y también está la voz del afecto de la verdadera madre, y también está la voz de sabiduría que es la voz de Dios.

Muchos de nosotros estamos viviendo una vida en la carne, estamos siguiendo el estilo de vida de la carne y escuchando esa voz, y algunos de nosotros estamos viviendo por la voz del afecto, hacemos cosas por nuestras emociones, porque tienes cariño por tus hijos, por tu familia, estás haciendo cosas por cariño, por afecto a tu esposa y no estas escuchando la voz de la sabiduría, eso no es bueno y esto lo vamos a estudiar en los meses por venir, ¿están emocionados? permítanme terminar esa historia:

1 Reyes 3:9 Da, pues, a tu siervo corazón entendido para juzgar a tu pueblo, y para discernir entre lo bueno y lo malo; porque ¿quién podrá gobernar este tu pueblo tan grande?

10 Y agradó delante del Señor que Salomón pidiese esto.

Así que Dios es el mismo ayer, hoy y siempre, así que si tú haces esta oración lo vas a agradar a Él.

Y en el versículo 11:

11 Y le dijo Dios: Porque has demandado esto, y no pediste para ti muchos días, ni pediste para ti riquezas, ni pediste la vida de tus enemigos, sino que demandaste para ti inteligencia para oír juicio,

12 he aquí lo he hecho conforme a tus palabras; he aquí que te he dado corazón sabio y entendido, tanto que no ha habido antes de ti otro como tú, ni después de ti se levantará otro como tú.

13 Y aun también te he dado las cosas que no pediste, riquezas y gloria.

¿Qué leímos en Proverbios que viene con la sabiduría? Larguras de días, riquezas y gloria u honor (en la versión KJ) y deleite también, y el resto del versículo dice:

…de tal manera que entre los reyes ninguno haya como tú en todos tus días.

Excepto por aquel a quien Dios le dio una sabiduría más alta que la de Salomón, nuestro Señor Jesús, él es más grande que Salomón ¡amén!

Así que está hablando entre los reyes de la tierra, este versículo 13 no está hablando o incluyendo a Jesús, no ha habido otro rey terrenal como el rey Salomón.

Cuando vayan a su casa busquen en Google los hombres más ricos de toda la historia, o la gente que más rica en toda la historia, la gente con más bienes en toda la historia, los primeros diez o los primeros veinte, e invariablemente van a encontrar el nombre de Salomón a relucir. En más de un sitio yo vi a Salomón como el número uno. Veremos que gente como Andrew Carnegie quien tuvo, doscientos mil billones de dólares, comparando con la inflación o las cifras de hoy, encontraras a John D. Rockefeller, quien tuvo seiscientos mil billones, este hombre es el más rico en la historia después de Salomón.

Si convertimos al dinero actual lo que tuvo Salomón, él tenía 2.1 trillones de dólares, ¿no es asombroso? la Biblia dice que él recibía solamente en oro 25 toneladas cada año, ese es solamente el oro que ingresaba a su gobierno, no estamos hablando de su salario, y no estamos hablando tampoco de lo que recibía por sus negocios, tampoco de los tributos que le traían de los países vecinos. Piensen acerca de esto, para los estándares de hoy, él es el hombre más rico que ha vivido, no es Bill Gates, no es ninguna otra persona, el hombre más rico que ha vivido es el rey Salomón, no ha habido otro como él después de él.

Nosotros no vamos tras las riquezas, pero la Escritura da testimonio claro de las cosas que tenía Salomón, todas las cosas en las que él comía y bebía estaban hechas de oro, imagínense, ¡beber en vasos de oro! ¡wau!, y la Biblia dice que la plata llegó a ser como piedras en Jerusalén, el valor de ella llegó a ser como piedras, esto es realmente asombroso, y recuerden que él construyó aquel templo tan majestuoso. Tan solo en los bienes, lo que se requirió para levantar el templo fue cerca de cincuenta billones, ¿no es sombroso?, esto es algo que realmente sucedió y todo comenzó cuando él le pidió a Dios sabiduría, y Dios le dijo “te voy a dar lo que no me pediste: riquezas, honor y una larga vida”.

Y voy a decirte ahora que cualquiera que sean tus resultados al pedir sabiduría, esto no es una razón para que te enorgullezcas de esta buena vida que Dios te ha dado, tienes que saber que esa buena vida depende de la sabiduría de Dios. Así que Dios quiere darte sabiduría, no solamente educación, y esta palabra “educación” proviene de una raíz que significa “sabiduría”, la educación proviene de la sabiduría. Hubo un esclavo que solamente tenía sus propias manos para edificar algo, pero un día, Dios le dio sabiduría, hizo un clic en su mente y alguien dijo “yo creo que este hombre tiene una gran sabiduría en las artes y que en él está el espíritu de Dios”, y él edifico el tabernáculo y llegó a ser la persona más importante en su día y en su tiempo entre dos o tres millones de personas, su nombre es Bezaleel, ¡y miren sus antecedentes! ¡Fue un esclavo! ¡Y construyó el tabernáculo! (Éxodo 37:1-9).
Es la sabiduría la que te abre las puertas, les voy a decir gente, Dios puede darles sabiduría y la mejor cosa, hoy en día Dios no quiere precisamente que construyamos un templo físico sino Su iglesia, la iglesia de Jesucristo, ¡amén! Él quiere que edifiques tu familia, tu vida, tu cuerpo, que sepamos cómo edificar nuestra salud.

¿No es asombroso que hay gente que piensa que son más inteligentes que Dios? Hace poco tuvimos una enfermedad que se llamaba “de las vacas locas”, pero no prevaleció, la gente aprendió la lección del porqué había aparecido esta enfermedad, así le llamaron “de las vacas locas”. A alguien se le ocurrió que podían cambiar la calidad de la carne si hacían que las vacas comieran proteína, las vacas no están diseñadas para comer carne, así que agregaron carne a su dieta, y ¿qué creen? llegó pasar esta enfermedad de las vacas locas, ¿por qué? Porque ellos no creían que Dios había creado las vacas para comer simplemente pasto, y Dios te hizo a ti, te creo a ti para que comas carne, esa es la diferencia, si tú como ser humano comes pasto, bueno, no te va a ir muy bien en tu salud. Así que Dios ordenó que las vacas blancas y negras comieran pasto verde y dieran leche blanca, esa es la sabiduría de Dios, pero las cosas del hombre no funcionan así, así que cada vez que el hombre trata de mejorar algo que Dios hizo no funciona muy bien.

Les voy a decir algo, en la medida que les sea posible, no tomen medicamentos o drogas, porque es algo que es hecho por el hombre, eso no viene de Dios. Si tienes una enfermedad o algún padecimiento, por favor toma tu medicamento, Dios no quiere que la gente sufra, yo no estoy en contra de la medicina ni nada de esto, simplemente les estoy diciendo que no dependan de eso, no dependas de tu medicamento para dormir, no dependas de estas cosas, pide sabiduría, y Dios va a ayudarte. Si tú dices: “Pastor Prince he vivido por mucho tiempo en esclavitud”, bueno, pide a Dios la sabiduría para que Él te lleve a ese lugar de liberación ¡alabado sea el Señor!

1 de Reyes 3:13 Y aun también te he dado las cosas que no pediste, riquezas y gloria, de tal manera que entre los reyes ninguno haya como tú en todos tus días.

Dios le dijo a Salomón que no habría otro rey como él. El siguiente versículo dice:

13:14 Y si anduvieres en mis caminos, guardando mis estatutos y mis mandamientos, como anduvo David tu padre, yo alargaré tus días.

Aquí estamos viendo el criterio solamente para alargar los días: Salomón tenía que guardar los mandamientos de Dios y en esta parte él falló, es por esto que su reinado duro cuarenta años, él fue el rey más rico, fue la época de oro de Israel, y ¿qué paso con esta verdad que Dios le había prometido? esa largura de días, ¿qué pasó con Salomón? ¿Por qué esta parte no fue cumplida en su vida? porque había una condición, había un criterio para y esto, ¿y esto significa entonces que tenemos que volver a la ley? No, no estamos bajo la ley, estamos bajo la gracia, pero para nosotros hay una mejor respuesta. ¡alabado sea Dios!

15 Cuando Salomón despertó, vio que era sueño; y vino a Jerusalén, y se presentó delante del arca del pacto de Jehová…

Así que amigos miren esto, Dios puede hablarles en un sueño, y el adversario también puede hablarles en sueños, si es un mal sueño eso no viene de Dios, si tienes un buen sueño, debes escuchar a ver si es la voz de tu emoción la que te ha dado ese sueño o tus sentimientos, pero en los días por venir, vamos a aprender acerca de esto, ¿saben algo? la sabiduría lleva su tiempo.

Proverbios 26:11 Como perro que vuelve a su vómito, así es el necio que repite su necedad.

La cosa es esta, muchos de ustedes piden a Dios sabiduría y se ponen impacientes, ¿y qué fue lo que hizo Salomón para esto?, observemos:

1 Reyes 4:29 Y Dios dio a Salomón sabiduría y prudencia muy grandes, y anchura de corazón como la arena que está a la orilla del mar.

¡Wow! Dios le dio esto a Salomón y la palabra “prudencia” en inglés se traduce como “paciencia”. Dios le dio a Salmón sabiduría y paciencia muy grandes, y tú puedes decir: “yo ya leí todo el libro de Proverbios, y he leído muchos libros acerca de la sabiduría”, bueno te voy a decir una cosa, las Escrituras no dicen que debes cultivar la sabiduría, sino que Dios te la da, ¡Dios la da!, lo dice claramente 1 Reyes 4:29, Dios dio a Salomón sabiduría, le dio un gran entendimiento y también le dio anchura de corazón como la arena que está en la orilla del mar.  Y esto no solamente requiere sabiduría sino “hesed” también, un corazón lleno de gracia, una anchura de corazón.

[Entonces, el conocimiento de la Escritura es necesario junto con humildad y un corazón dispuesto a Dios para adquirir sabiduría. Si tu solamente adquieres conocimiento, eso no es igual a tener sabiduría que es conocimiento aplicado. Nota de traductor].

Proverbios 14:29 El que tarda en airarse es grande de entendimiento; Mas el que es impaciente de espíritu enaltece la necedad.

Si Dios te da sabiduría y no tienes anchura de corazón, vas a estar impaciente con todo el mundo, vas a decir: “¿porque no ves tal o tal cosa? ¡ya te expliqué y no lo ves! ¿qué está mal contigo?” vas a ser impaciente con tu familia, con tus hijos adolescentes, con tus colegas, con tus subordinados, vas a estar gritándoles y eso no es sabio. La Biblia dice que no debes ser pronto para enojarte, eso muestra que eres necio.

Así que la cosa es esta, debes tener una anchura de corazón, espacio en tu corazón cuando Dios te da sabiduría, porque vas a ver cosas que otros no ven, y debes ser paciente, y debes ser amable, gentil. La razón por la que tú estás viendo estas cosas, no es por tu habilidad, es porque Dios te ha dado sabiduría.

Hace años yo hice una serie sobre la sabiduría, y en mi iglesia he visto gente que siguió estas enseñanzas y gente que se apartó de ellas, y veo gente muy joven que tiene gran sabiduría, más que personas de edad madura, y yo veo como la gente está creciendo en sabiduría aún en su juventud.
Recuerdo a mi hijo cuando tenía tres años, él tomó dos juguetes y me preguntó ¿cuál quieres papá este o este? y yo había estado orando para que él tuviera sabiduría y yo pensé para mí mismo, “ahora está usando eso contra mí”,  me dijo “¿Abba cuál quieres, este o este?” y yo oraba por él, oraba porque mi hijo tuviera sabiduría, y él tiene esa sabiduría aun a su temprana edad, la sabiduría es la primera cosa, pero si tú tienes envidia, amargura, celos, si tú dices “no, mi compañía es más grande que la tuya”, o “mi empleo o mi empresa, es mejor que la tuya”, eso es sabiduría terrenal, diabólica. Si dices “mira, la gente que me sigue es más que la que te sigue a ti”, “mira, mi Facebook tiene más seguidores, mi Instagram tiene más seguidores”, ¿qué es eso? no te midas a ti mismo por el éxito en estas cosas, tenemos que aprender a no estar ocupados con nosotros mismos, sino a ocupar la mente en Cristo.

1 Reyes 4:30 Era mayor la sabiduría de Salomón que la de todos los orientales, y que toda la sabiduría de los egipcios.

Imagínense, incluyendo las culturas china e india, la Biblia dice que la sabiduría de Salomón excedió a la de todos ellos. Hay gente que quiere estudiar este tipo de culturas, bueno, está bien si quieres hacerlo, pero ¿porque no estudiar lo mejor?

4:31 Aun fue más sabio que todos los hombres, más que Etán ezraíta, y que Hemán, Calcol y Darda, hijos de Mahol; y fue conocido entre todas las naciones de alrededor.

¿Y porque fue más sabio que todos estos hombres?, estos hombres eran líderes de adoración y están mencionados en las Escrituras, y yo voy a mostrarles porqué estos hombres eran sabios en primera instancia, pero también voy a mostrarles como la sabiduría de Salomón excedía la sabiduría de estos hombres, he tenido revelación acerca de esto y voy a compartirla con ustedes en los días por venir, y si entiendes esto, va a cambiar tu vida. La sabiduría de Salomón excedió a todos estos hombres, incluso a todos los sabios de Egipto, y su fama se extendió por todas las naciones.

32 Y compuso tres mil proverbios, y sus cantares fueron mil cinco.

33 También disertó sobre los árboles, desde el cedro del Líbano hasta el hisopo que nace en la pared. Asimismo disertó sobre los animales, sobre las aves, sobre los reptiles y sobre los peces.

34 Y para oír la sabiduría de Salomón venían de todos los pueblos y de todos los reyes de la tierra, adonde había llegado la fama de su sabiduría.

Ahora miren, todos los animales que ustedes ven en el zoológico y de los cuales hacen documentales en National Geographic, la ciencia solamente puede decirte qué es lo que hacen, clasificarlos, decirte sus formas de comportarse, pero Dios te dice por qué fueron creados, Dios fue quien los creó. Salomón podía decirte porqué estos animales fueron creados. El libro de Proverbios dice por qué Dios hizo a los animales, y nos dan realmente unas lecciones impresionantes. Podemos observar a las hormigas. Proverbios describe como ellas almacenan su comida en el verano para no tener hambre en el invierno, así que esta sabiduría la puedes aprender también tú, aun de una hormiga. Aprendemos también como es que las águilas pasan por este proceso de renovación, Isaías habla de esto, dice que tu fuerza es renovada como la del águila y aprendemos cómo el águila reacciona ante la presión, el dolor, contra el viento, contra la corriente, ellas planean, no tratan de ir contra la corriente, simplemente planean. Así que hay muchas cosas que podemos aprender del reino animal, y Salomón sabía todas estas cosas, sabía porqué los grillos cantaban en la noche, porqué los pajarillos cantan en la mañana. También Proverbios habla de la araña que se encuentra aún en el palacio del rey. Las arañas las podemos encontrar en todas las casas, en cualquier rincón, aprendemos esto, y de esto vamos a hablar en los días por venir, y también porqué hay árboles gigantes y árboles pequeños.

1 Reyes 4:32 Y compuso tres mil proverbios, y sus cantares fueron mil cinco.

Todos los hombres venían a escuchar la sabiduría de Salomón, y ¿hay un lugar donde podemos encontrar condensada toda la sabiduría de Dios hoy? Si, y este lugar es el libro de Proverbios, ¿cuántos capítulos hay en el libro de Proverbios? Treinta y uno, ¿por qué creen que hay treinta y un capítulos? Porque es uno para cada día del mes.

Así que voy a hacerles un desafío este 2018 para que crezcan en esta sabiduría y fluya esta sabiduría “hesed” en ustedes. Voy a exhortarlos, a alentarlos, a que lean un proverbio cada día, así que si hoy por ejemplo es el día siete y mañana es el día ocho, y lees todos los versículos que hay en el capítulo ocho del libro de Proverbios. Algunas veces no están relacionados uno con otros, algunas veces dos o tres versículos están relacionados, y otras veces hay tantas ideas que no parecen estar relacionada una con la otra, y así está construido el libro de Proverbios. Pero sabes, cada día del mes será diferente para ti, debes leerlo hasta que encuentres un versículo que te hable, y que te prepare para el día de mañana, es importante leer cada capítulo del libro de Proverbios y puedes llegar por ejemplo a este capítulo ocho de Proverbios:

Proverbios 8:34 Bienaventurado el hombre que me escucha velando a mis puertas cada día.

Cada día… Dios me está hablando ahí…

Aguardando a los postes de mis puertas.

35 Porque el que me halle, hallará la vida,
Y alcanzará el favor de Jehová.

36 Mas el que peca contra mí, defrauda su alma;
Todos los que me aborrecen aman la muerte.

Dice Dios que todos los que aborrecen a Dios aman la muerte, y Dios quiere lo opuesto para los Suyos, Dios quiere vida para ti, una larga vida, ¿puedo tener un gran amén?

Imagínense esto, si gente venía de lejos para escuchar a Salomón, para escuchar su sabiduría y tenemos condensada en treinta y un capítulos esta sabiduría que tuvo Salomón, ¿que estamos haciendo? ¡Vamos allí! Cuando Dios me puso esta idea en mi mente, dije ¡Dios mío la sabiduría está allí!, recuerdo una vez que iba a corregir a alguien que estaba haciendo algo, y pensé, “¿realmente necesito corregir a esta persona?” y yo estaba realmente impaciente por hacer esto, así que leí el proverbio del día, y llegué a Proverbios 25:15 (NTV):

La paciencia puede persuadir al príncipe,
y las palabras suaves pueden quebrar los huesos.

Y leí este versículo y salto para mí. así que cada vez que estés leyendo el libro de Proverbios busca esos versículos que te digan “¡hola!”

Puede ser aquel que habla de la hormiga o el que sea, busca aquello que te hable a ti, presta atención, mira entonces ese versículo, quédate con él y medita en eso, puedes memorizarlo incluso porque te está hablando a ti, y eso te dará sabiduría para ese día.

Voy a decirles que yo sé con anterioridad muchas cosas que van a ocurrir porque cuando leo por las mañanas, Dios me prepara para ese día, este es un secreto, algunos de ustedes que han convivido conmigo durante años saben que yo he hablado de esto por mucho tiempo, y yo creo que el Señor ha bendecido “un poco” nuestra iglesia desde entonces. Él ha trabajado grandemente en nosotros. Puedes aprender a Sus postes cada día, en esos siete pilares, abre tu Biblia, ¡léela!, lee un capítulo diario, hay treinta y un capítulos, esto no es ninguna coincidencia ¿sabes algo? Dios hizo esto para el hombre moderno, porque en aquella época no tenían treinta y un días en el mes, así que Dios diseñó esto para el hombre moderno.

Quizá llegas a este versículo:

Proverbios 25:16 ¿Hallaste miel? Come lo que te basta,
No sea que hastiado de ella la vomites.

¿Te gusta el chocolate? no comas hasta que vomites el chocolate, esto está hablando cualquier cosa dulce, por eso pongo de ejemplo un chocolate, para ellos en su cultura era la miel, era algo dulce, era algo rico. Dios está diciendo que la miel es buena y que comas lo que te basta, no comas hasta que vomites, así que ¿sabes qué? come el chocolate hasta que te saciaste, y después ponlo en el refrigerador o tíralo, si dices “¡no!, ¿cómo voy a tirar dinero?”, bueno, ¿quién se va a gastar, el dinero o tú?, si te lo comes todo si ya estas satisfecho, lo que va a pasar es que tu estómago va a estar gastado, todas estas cosas son sabiduría para ti.

17 Detén tu pie de la casa de tu vecino,
No sea que hastiado de ti te aborrezca.

Y tengo algo que decir aquí, ¿puedo decirles algo? a mí me gusta la idea de que la gente viaje junta, que los amigos pasen tiempo juntos, pero tenemos que tener mucho cuidado cuando sea que quieren viajar juntos, tienes que saber que vas a necesitar una paciencia extra para viajar con amigos, ¿cuántos de ustedes entienden esto? no te apresures a decirle a tu amigo “aaah vamos a hacer esto juntos, vamos a  compartir la renta de la casa”; y si son dos parejas jóvenes que quieren vivir juntas en el mismo departamento, y esto ha pasado en nuestra iglesia, después están peleando porque la ropa está sucia por aquí y por allá y porque no se lavan los trastes. Ellos eran buenos amigos pero ahora ya no lo son y la sabiduría te dice aquí en Proverbios 25:17: Detén tu pie de la casa de tu vecino, no sea que hastiado de ti te aborrezca.

Chicas, cuando comienzan una relación, no los estén llamando cada día ¿okey? algunas veces ni siquiera le llames, permitan que él les hable, ¡amén! permite que él se preocupe un poco por ti, ¡alabado sea Dios!

Pueden tener mucha emoción al principio de pasarlo juntos, pero solamente Dios sabe lo que piensa la gente. Lo que estoy diciendo es que lo pienses dos veces, que lo pienses tres veces, una y otra vez antes de que viajes con amigos, lo más largo que sea el viaje, lo peor que va a ser, y aquello de mudarse juntos, mi recomendación es: ¡no lo hagan por favor!, si necesitas compartir con alguien tu departamento, la verdad es mejor con un extraño, pero cuando hagan este tipo de acuerdo de renta por favor hagan todo legalmente en el nombre de Jesús, amén.

La sabiduría va a prepárate antes de que las cosas ocurran, aprendes muchas cosas porque la Escritura te las está diciendo, y tú sabes que eso puede ocurrir. ¡Ven a los pilares de la sabiduría cada día! ¡pide a Dios sabiduría cada día y lee el libro de Proverbios!, también te recomiendo que leas mi devocional y por supuesto el libro de Proverbios ese es mi aliento. Vuelvo a comentar, en el libro de Proverbios muchas veces no están relacionados los versículos unos con otros, pero siempre encontraras luz que te hablará, va a ser como si algunos versículos te dijeran “¡hey mírame!” ¿okey?

¿Han aprendido algo hoy? Estoy haciendo esto muy general, estoy tratando de cubrir los puntos más importantes de la sabiduría, porque esta es nuestra prioridad de este año. Dios dice que debemos poner primero la sabiduría. En los dones del espíritu [o más correctamente expresado, manifestaciones del espíritu. Nota de traductor] la “palabra de sabiduría” en 1 Corintios 11 viene antes que todos estos dones [o manifestaciones]. ¿Han visto ese pasaje cuándo dice que Jesús crecía en sabiduría?

Lucas 2:40 Y el niño crecía y se fortalecía, y se llenaba de sabiduría; y la gracia de Dios era sobre él.

Ahí dice claramente que Jesús crecía en sabiduría, esto fue algo que a él le pasó cuando era un niño, así que podemos orar por nuestros hijos para que ellos tengan esta sabiduría, para que crezcan en sabiduría, Jesús creció en sabiduría. Esta fue la primera cosa en la que él creció, y en estatura y en favor. La palabra “favor” es la palabra griega “charis”, y es gracia. Así que encuentran gracia en la sabiduría en el mismo versículo ¡aleluya! Aquí esta esta sabiduría “hesed” aunque estamos hablando aquí en griego, pero en este versículo está hablando de la gracia, y está hablando de la sabiduría en la que estaba creciendo Jesús, o estaba siendo lleno Jesús. En los meses por venir, vamos a ver todas estas cosas, yo estoy muy emocionado por toda esta revelación que Dios ha dado a mi corazón, estoy realmente emocionado, y yo sé que va a bendecir sus vidas y quiero cerrar con:

1 Corintios 1:30 Mas por él estáis vosotros en Cristo Jesús, el cual nos ha sido hecho por Dios sabiduría, justificación, santificación y redención.

Así que la sabiduría siempre viene primero, lo vemos aquí en este versículo, ¡pide sabiduría a Dios! En los años 90’s yo hice una serie que hablaba de la sabiduría y eso realmente precipitó la revelación de la gracia y Dios me dio esa sabiduría de tal manera que hoy el mundo entero está escuchando este mensaje, y no es “mi mensaje”, esto es lo que Pablo predicó, y hoy yo escucho lideres decir cosas que si no eres lo suficientemente limpio, no puedes orar por los enfermos, o que si aún hay pecado en ellos, no pueden ser sanados, ¡ellos necesitan la gracia”. Tengo que decirles esto: gente imperfecta, que ora por gente imperfecta es la que obtiene resultados, ¡porque se demuestra que lo que trae liberación a la gente es la gracia de Dios!  así que no te detengas de orar por los enfermos por situaciones que tengas o padecimientos que tú mismo tengas, eso es gracia, eso demuestra la gracia de Dios. Así que el mundo necesita desesperadamente la gracia “hesed” ¡gracia en sabiduría!

Hay cosas en este momento que no puedo compartir abiertamente, pero lo haré en los días por venir y estoy confiado en que esto les va a bendecir tanto, y sé que van a caminar en esta sabiduría “hesed”, no olvides que eso te da una corona de gracia, una corona de gloria, la gloria es más grande que la hermosura, la mujeres saben esto, hay quienes puede tener muchos seguidores en Instagram, en Twitter en lo que sea, y ellas lucen hermosas, pero tener seguidores, no es tener gloria, la gloria es diferente, la mujer prudente viene del Señor, la mujer que teme al Señor esa es quien será albada.

Así que primero viene la sabiduría ese es el comienzo. ¿Cuál es el principio de tener sabiduría?, obtén sabiduría, ¿quieres sabiduría? pues obtén esa sabiduría, ¿puedo tener un gran amén?, okey vamos a orar, vamos a pedir por un corazón entendido, por un corazón que escucha, ¿Cuántos de ustedes quieren esto? Estamos conscientes de que nosotros necesitamos escuchar verdades.

[En este servicio, el Pastor Prince ha entregado una tarjeta a cada miembro de su congregación, y les ha pedido que pongan en ella tres peticiones que deseen ver cumplidas este año. Al final de la enseñanza él hace una oración por esto. Nota de traductor].

¿Cuantos de ustedes han escuchado verdades que les han hecho libres? no puedes estar escuchando los medios de comunicación, escuchar las noticias y las cosas que ocurren en el mundo y de esa forma crecer en sabiduría, hay un montón de información ahí afuera flotando alrededor de nosotros que es basura. Tienes que asegurarte de que lo que escuches sea la verdad. Hay un lugar donde tú puedes escuchar la verdad, y no hay otro lugar donde puedas encontrarla ¡Su Palabra es verdad!¡Su Palabra es verdad! cuando escuchas esa verdad te hace libre.

Tengo un montón de testimonios que he compartido, testimonios de personas que ha sido suicidas. Una mujer me escuchó enseñar en televisión y ella desistió de suicidarse, y esto ocurre continuamente. Otra mujer nos escribió un testimonio de cómo Dios le dijo que viniera aquí a escucharme, esto suena como que me estoy alabando a mi mismo, pero no es así, simplemente les estoy diciendo lo que ocurre.

Yo me siento muy humilde cuando escucho que otras personas recomiendan mi ministerio, me siento humilde ante esto, y tengo la actitud delante de Dios de “¿quién podrá guiar a toda esta gente que es tuya?”, así que les pido que oren por mí, y voy a decirles gente, es asombroso porque estamos en una gran iglesia, en una buena iglesia, están escuchando sabiduría que está permeando en sus vidas, tanto, que en otras lugares no tiene lo que ustedes obtienen aquí, así que sigan orando y oremos para que cada uno en el lugar donde esta podamos crecer y florecer, y lleguemos a ese lugar donde sepamos que hay mucho más por hacer y por crecer, hay mucho que poseer de nuestra herencia, así que estoy aquí para decirles que la sabiduría comienza ¿dónde? ¡Buscando la sabiduría! así que vamos a orar,

No quiero ignorar a aquellos que están aquí y aún no han recibido a Cristo, sabes que hay algo que te convence de que hay pecado en tu vida, y tienes que saber que sin Cristo no hay perdón, amigo, Cristo crucificado es el poder de Dios y la sabiduría de Dios. ¿Sabes que Dios en su sabiduría supo que tú por ti mismo no podías alcanzar la salvación y sabes que todos somos juzgados?, pero Dios no quiere que ese juicio venga sobre ti, así que Dios envió a Su Hijo Jesucristo a morir en la cruz por nuestros pecados, así que todo el juicio cayó en él, él fue nuestro sustituto, él es nuestro divino sustituto, todo el juicio que merecíamos tú y yo cayó sobre él. Puedes aceptar que ese juicio que vendría sobre ti ha caído sobre él, o tendrás que aceptar en el futuro el juicio que va a caer sobre ti, pero la Biblia dice que de tal manera amó a Dios al mundo que ha dado a Su Hijo unigénito, así que el juicio va a venir, y tú debes aceptar ese juicio, yo he aceptado que ese juicio que yo merecía cayó sobre Su Hijo por mis pecados, y te aliento a hacer lo mismo. Porque Dios te ama, este juicio cayó sobre Su Hijo, porque Él te ama, y Dios levantó a Jesús de entre los muertos y es una declaración de lo que Él hizo, es efectivo para todos los tiempos. Si pones tu confianza en lo que él ha hecho, haz esta oración conmigo, di: ¡Padre celestial te doy gracias, acepto a tu Hijo Jesucristo como mi Señor, mi Salvador, lo creo con todo mi corazón, Cristo murió por mis pecados y se levantó de los muertos, gracias Padre porque mis pecados han sido perdonados, he sido justificado soy la justicia de Dios en Cristo, en el nombre de Jesús, amén ¡alabado sea a Dios!

Estas tres peticiones por las que vamos a orar, van a ocurrir, yo escribí mis tres peticiones hace tiempo, y la última ocurrió ayer, y lo que tú estás pidiendo a Dios hoy va a ocurrir. Así que levanta estas tres peticiones que tengas delante del Señor, y recuerda esto, esto es un acto de fe, Dios ama la fe, Dios ama a Su gente, que la gente confíe en Él aun cuando no ha visto los resultados, ¡amén!
Así que repite conmigo, ¡Padre celestial gracias porque Tú eres un Dios generoso, tú dices en tu Palabra que lo que sea que pidamos en el nombre de Jesús tu nos lo vas a dar! Padre en los cielos, las tres peticiones que traemos delante de ti cada uno de nosotros en el nombre de Jesús cúmplelas Señor este año, ¡tráelas a nuestra vida! ¡que sucedan en el nombre de Jesús ¡amén!

Y voy a decir ahora muy rápidamente que hay gente que ha venido aquí buscando dirección, gente que está diciendo que se van a divorciar, que su matrimonio se ha terminado, no, no digan eso por favor, entreguen eso a Dios este 2018.

Así que voy a pedirles que conserven esta nota donde han puesto sus tres peticiones, en sus Biblias o donde puedan verlas continuamente, en sus computadoras, tablet o lo que sea, y recuerden que cada vez que lo recuerdes simplemente da gracias a Dios y dile: ¡Gracias Dios porque esto ha sido hecho! Esa es una oración o una acción de gracias, así que ¡alabado sea el Señor! Ahora si alguno de ustedes carece de sabiduría según Santiago pídanla a Dios, ¡Dios va a darte sabiduría con tu familia y en los asuntos que necesitas!, ¡pide a Dios que te la de generosamente, libremente!, y te será dada sin reproche, te será absolutamente dada, ¡pídela en fe!

Así que vamos a venir delante del Señor:

¡Padre en los cielos, gracias por la Palabra que hemos escuchado hoy, por tu sabiduría “hesed” y Padre en el cielo en el nombre de Jesús yo te pido ahora mismo de acuerdo a las riquezas de tu gloria, yo pido, dame un corazón entendido, un corazón que te escucha, un corazón lleno de tu sabiduría, de tu entendimiento y conocimiento, permíteme ver con tus ojos, permíteme sentir con tu corazón, este año 2018, que yo tenga tu perspectiva en cada situación que venga hacia mí, gracias Padre en el nombre de Jesús ¡amén! Dios los bendiga.